Duelo entre hermanos y revancha en California | Jornada NBA

La jornada del viernes nos ha dejado un duelo entre los hermanos Ball muy entretenido, unos Warriors vengando la derrota del día anterior ante los Clippers y un Jerami Grant anotando un game-winner para acabar con los Suns.

GOLDEN STATE WARRIORS 115 – 105 LOS ANGELES CLIPPERS

Los Warriors se tomaron la revancha contra los Clippers. Gracias a un partidazo del señor Stephen Curry, que anotó 38 pts, 11 ast y acabó con 9 triples y un 64% en tiros de tres. Unas estadísticas de sueño. Este sería el elemento esencial de la victoria de los Warriors.

Pero las cosas no empezaban bien para los de la Bahía. La primera parte fue dominada por completo para los Clippers, llegando a tener ventajas de hasta veinte puntos. Y con una gran primera parte de Serge Ibaka (14 pts), Paul George (17 pts) y Kawhi Leonard (11 pts). Todos estaban rindiendo al nivel esperado en el equipo angelino.

Las tornas cambiaron al final del tercer cuarto. Cuando Warriors despertó y apretó el partido de tal forma que se llegaba al último cuarto con un resultado de 81-87 para Clippers. La dinámica que habían cogido Golden State en este periodo, se mantuvo en el cuarto también. Los de Tyron Lue no supieron reaccionar al tornado que se les venía encima.

Control en defensa, explosividad y diversión en ataque. Las bases de los Warriors de no hace mucho, se volvieron a ver en este final de partido. Gracias al ya mencionado anteriormente Curry y a un gran Andrew Wiggins que aportó a base de triples y puntos tras rebotes, es decir, se le vió con agresividad.

Con esta victoria, la clasificación en el oeste se aprieta aún más en la zona media de Play-Off. Y acerca a los Warriors a unos puestos más privilegiados, la búsqueda del factor campo va a ser interesante este año.

NEW ORLEANS PELICANS 110 – 108 CHARLOTTE HORNETS

Primer duelo entre los hermanos Ball en New Orleans. Victoria para LaMelo Ball y sus Hornets. Este sería el titular de la noticia, sin embargo, ninguno de los dos hermanos tuvo un partido espléndido. Sobre todo Lonzo que acabó con cinco puntos y 1/7 en tiros de tres. Su hermano estuvo bastante más acertado, casi triple doble de 12 pts.

Entrando en lo que pasó en el juego, nos encontramos un partido dominado durante gran parte del tiempo por los Pelicans. Siempre rondando ventajas de entre 10-15 puntos, haciendo valer el parcial del primer cuarto que fue de 38-22. Parecía un partido relativamente plácido.

Pero Charlotte empezó a basar su juego en el triple, a partir del tercer cuarto. Y se podría decir que les salió bien. Igualaron el partido y consiguieron llegar al último cuarto con opciones. En la segunda parte destacó por encima de todos, Gordon Hayward, con 22 pts, acumulando un total de 26.

Los Pelicans tuvieron un final de partido muy flojo, donde desaparecieron en ataque. Los Hornets lo aprovecharon y consiguieron ponerse por delante en el marcador. Dejando una brecha interesante que ya no supo contrarrestar NOLA.

Uno de los posibles factores de la derrota de New Orleans es el bajo rendimiento ofensivo dado por Brandon Ingram en la segunda parte. Anotó solamente cinco puntos con un 1/6 en tiros de campo, quedándose con 17 pts en total. Solamente Zion Williamson estuvo a la altura en los dos últimos cuartos, anotando un total de 26 pts y 8 reb.

DETROIT PISTONS 110 – 105 PHOENIX SUNS

Segunda victoria de la temporada para Detroit. Esta vez, remontaron una ventaja de 23 puntos y demostraron un nivel defensivo de calidad, algo poco habitual para la plantilla de este año. Aunque las sensaciones de la primera parte volvían a ser negativas y todo parecía indicar que caería otra derrota para los de Michigan.

Todo lo contrario, reaccionaron a unos Suns que estaban contando con una gran aportación del banquillo. La clave del partido fue Jerami Grant, otra vez. Anotó la canasta decisiva para ganar el encuentro en la prórroga a falta de 18 segundos y además acabó con 31 pts y 10 reb.

Una prórroga que podría haber evitado Devin Booker en los últimos segundos de partido, si hubiera anotado ese tiro a media distancia. Aquí Grant fue clave también, con una gran defensa, provocando un tiro desequilibrado por parte de Booker. Este, fue el mejor de los Suns, con 23 puntos pero aportando muy poco en los otros aspectos del juego, 0 reb y 3 ast.

Esta victoria le da un soplo de aire fresco a Detroit, que siendo el peor equipo defensivo de la liga, consiguieron la victoria gracias a la defensa. Sin duda, la victoria ha de suponer un cambio de rumbo para un equipo, que nombre a nombre no tienen porqué ser el peor equipo de la liga.

BOSTON CELTICS 116 – 107 WASHINGTON WIZARDS

Victoria cómoda para Boston, y ya van cuatro seguidas. Pese a un inicio ofensivo lento de los dos equipos, los Celtics subieron una marcha en el segundo cuarto, que les sirvió para sentenciar el partido. Los de Brad Stevens se aprovecharon, sobretodo, de un mal cuidado del balón de Washington.

Como es habitual, los más destacados en Boston fueron la pareja, Jayson Tatum (31 pts) y Jaylen Brown (27 pts, 13 reb). En el equipo de la capital Bradley Beal se encontró muy solo, 41 pts con 29 tiros de campo intentados. Eso sí, con buenos porcentajes. Mal partido de Russell Westbrook, que no estuvo a la altura.

Está claro que los Wizards sólo con Beal no se valen, necesitan de la aportación de Westbrook, Rui Hachimura y Davis Bertans para poder competir contra equipos cómo Boston. Aún así, tuvieron una pequeña reacción al final, que metió el miedo en el cuerpo a los verdes.

La sorpresa agradable del partido se vio en los minutos de Tacko Fall, que pese a no ser determinante ni mucho menos, dejó un par de highlights en forma de mate y tapones. Las jugadas de Fall siempre van a dar que hablar.

NEW YORK KNICKS 89 – 101 OKLAHOMA CITY THUNDER

Tercera victoria en cuatro partidos de los Thunder. Y se sitúan a un puesto de los Play-Off. Lo más destacado es que las cuatro victorias totales de la temporada las han conseguido en campo contrario.

La víctima de hoy eran unos Knicks que venían en una dinámica muy positiva y que empezaron el partido siguiendo esa tónica. Rápidamente se pusieron diez arriba en el marcador y el primer cuarto fue claro para los de New York. El porcentaje de tiros de Oklahoma en el primer cuarto fue del 21%, la defensa de Tom Thibodeau estuvo muy presente.

Ya llegado el segundo cuarto, la segunda unidad de los Thunder se encargó de revertir la situación. Los Knicks no tuvieron respuestas y se vieron sorprendidos por unos jugadores que a priori son más de G-league que de NBA, recalco lo de a priori. Porque gente como Hamidou Diallo, Mike Muscala o Theo Maledon están dejando muy buenas sensaciones este inicio de temporada.

Llegábamos a un tercer periodo igualado y con opciones de partido para los dos equipos. Pues bien, el responsable de acabar con ese partido tan prometedor que se venía encima fue Shai Gilgeus-Alexander. El base canadiense dio un recital de cómo se juega al baloncesto y se cargó el encuentro por completo, dando unas mínimas opciones finales a New York.

Acabó el partido con 25 pts, acompañando los 23 pts de Diallo. La dupla de la Universidad de Kentucky dió sus frutos. En los Knicks nadie sorprendió, venían de grandes partidos de Julius Randle, que se quedó con 18 pts y 12 reb, no está mal pero nos había mal acostumbrado.

HOUSTON ROCKETS 132 – 90 ORLANDO MAGIC

Golpe de autoridad de los Rockets. No hay mucho que comentar en este partido. Simplemente, el partido estuvo dominado de principio a fin por Houston. El parcial del primer cuarto ya era de 32-17 y ya se veía que no era la noche de Orlando.

Christian Wood fue el más destacado del partido con 22 pts, todo y que no estuvo mal acompañado por sus compañeros. Los Rockets tuvieron a 6 jugadores por encima de los 10 puntos. Y James Harden no abusó de las posesiones en ataque y dejó bastante banda ancha anotadora al equipo. Acabó con 15 pts, pero con 6/13 en tiros de campo, muy pocos tiros para ser él.

En Orlando, Nikola Vucevic estuvo correcto cómo siempre, 22 pts y 12 reb. Y el rookie Cole Anthony también demostró un buen nivel en la pista, 15 pts.

MILWAUKEE BUCKS 118 –  131 UTAH JAZZ

Sorpresa en Milwaukee. La verdad que Utah siempre le complica los partidos Milwaukee, no iba a ser menos esta jornada. Las sensaciones son muy positivas para los de Salt Lake City, que ejecutaron una gran ofensiva, con el triple muy presente (récord de triples en pista contraria).

Si se mira el partido con perspectiva, se ve que Utah, pese a tener a Milwaukee cerca del marcador durante gran parte de los minutos, supo gestionar muy bien esa ventaja y se fue del marcador gracias a un inicio de último cuarto fulgurante. Los de Wisconsin no supieron reaccionar y fue ahí cuando se vio el partido totalmente roto. Brutal control de los tiempos por parte de los Jazz.

Cómo viene siendo habitual, Donovan Mitchell fue el mejor jugador de su equipo, 32 pts. Acompañado por Jordan Clarkson, con 26 pts y por Bojan Bogdanovic que finalizó con 20 pts. En el apartado reboteador, Rudy Gobert dominó cómo cada noche, 14 reb y 4 ofensivos.

En Milwaukee Giannis Antetokounmpo y Khris Middleton estuvieron a gran nivel, 66 puntos entre los dos. Y en general el quinteto titular de los Bucks rindió cómo tendría que hacerlo. El problema viene en la segunda unidad. Solamente doce puntos de banquillo en todo el partido, así es imposible ganar un partido.

MEMPHIS GRIZZLIES 115 – 110 BROOKLYN NETS

Los Grizzlies consiguieron su primera victoria cómo local.  Lo hicieron contra unos Nets muy mermados por la bajas y por el back-to-back.

Sin Kyrie Irving y Kevin Durant, cómo en el anterior partido, Brooklyn se volvía a agarrar a los puntos de Joe Harris y Caris LeVert. Solamente Caris estuvo a la altura esta vez, 43 pts. Casi nada. 

En Memphis contaban con las bajas habituales, Ja Morant y Jaren Jackson Jr. Para el partido de hoy se han acogido a dos canadienses, Dillon Brooks y Brandon Clarke. El primero acabó con 24 pts y el segundo con 22 pts y 8 reb. Esta vez, Jonas Valanciunas bajó las prestaciones ofensivas a un segundo plano.

Por lo general, el partido estuvo dividido en dos fases. Una primera parte dominada por Memphis y una segunda por Brooklyn, aunque los de Tennessee supieron sufrir y aguantaron la victoria. Pero en líneas generales se vio un partido de lo más igualado, con 13 cambios de líder en el marcador.

De esta forma, los Nets vuelven a encajar una derrota, no preocupante, debido a las bajas evidentes con las que cuenta la plantilla. Y los Grizzlies ven un poco de luz en esta temporada tan ensombrecida, debido también a las bajas.

SACRAMENTO KINGS 123 – 144 TORONTO RAPTORS

Los Raptors por fin consiguen un buen partido en ataque. Y tan bueno que han establecido el récord de la franquicia de puntos en un partido. Además, tienen motivos para sonreír ya que han conseguido la victoria y cortan de lleno la mala racha que llevaban.

Si algo les tuviese que preocupar, es el aspecto defensivo. Encajar 122 puntos nunca es de buen grado. Y encajar 43 en el primer cuarto seguro que no sentó nada bien a Nick Nurse. Aunque estuvieran rindiendo a gran nivel en ataque.

Para el alivio de Toronto, supieron parar esa sangría, sobre todo en la segunda parte. Encima mantuvieron el nivel en ataque y siguieron reboteando más que de los de la capital de California. Los parciales del tercer y último cuarto fueron decisivos para tumbar a los Kings cómodamente.

Fred VanVleet fue el más destacado de la noche, 34 pts. Acompañado por Chris Boucher (23 pts, 10 reb) y Norman Powell (22 pts). Pascal Siakam sigue sin tener mucho protagonismo en ataque esta temporada.

En los Kings, los 23 puntos de De’Aaron Fox y los 21 de Harrison Barnes no fueron suficiente para competir contra los Raptors. El rookie Tyrese Haliburton volvió a hacer un partido aceptable (15 pts), es muy regular este chico.

LOS ANGELES LAKERS 117 – 115 CHICAGO BULLS

Los Lakers salvan la victoria en un partido marcado por la baja de Anthony Davis. Pero que supieron suplir gracias a la aportación de los secundarios, que esta vez sí que aportaron lo que se espera de ellos.

Dennis Schroeder, Montrezl Harrell y Wesley Mathews venían de un partido nefasto contra San Antonio. Sin embargo hoy los tres han estado por encima de los diez puntos y han aportado en otros aspectos del juego. Schroeder en asistencias, llegando a las seis y Harrell en los rebotes, capturando catorce.

Pero no nos podemos olvidar del más importante, LeBron James. Otro buen partido en su cuenta con 28 pts, 7 reb y 7 ast. Aunque en el último cuarto dejaron que desear sus porcentajes de tiro.

En frente se encontraron a unos Chicago Bulls peleones. En esta gira del oeste ya habían sorprendido a los Blazers, hoy han estado a punto de hacerlo con los campeones. Hay que destacar a Zach Lavine por encima de todo, que temporada. 38 puntos para su casillero con un 63% de tiros de campo. No se le puede pedir más. Le acompañó Wendell Carter Jr. con 23 pts y 7 reb.

Posiblemente, el mismo LaVine no se irá contento del encuentro debido al fallo en el lanzamiento final, que hubiera supuesto la victoria para su equipo. Aunque competir contra todos unos Lakers (sin Davis), es algo para irse satisfecho.

Los angelinos, con las derrotas de Clippers y Suns, son los líderes del oeste con 7 victorias y 3 derrotas.