Impredecible tomó por nombre | J6 Euroliga

Nuevo día, nueva jornada. Es por ello que hoy volvemos al ruedo esta semana para analizar dos partidos que, a priori, estaban muy igualados pero ciertos factores hicieron que no fuese así. Dicho esto, que lo disfruten.


También te puede interesar: El Valencia no se adapta a la Euroliga | J5 Euroliga


ESTRELLA ROJA 90-78 KHIMKI

El duelo que daba comienzo a la segunda de las dos jornadas comprimidas en esta semana tuvo un claro dominador. Pese a que el resultado no fuese de lo más abultado, debido a un último cuarto en el que los rusos fueron mejores, el Estrella Roja supo mantener el temple necesario para cuidar esa ventaja. Y es que los diversos parciales reflejaron este dato (28-22) (22-19) (30-15) (10-22).

En el campo estadístico resaltó Boriša Simanić, quien con sus 18 tantos se convirtió en el máximo anotador de la escuadra balcánica. Anthony Hill (11 puntos y 11 rebotes) fue el jugador más resaltable del conjunto moscovita.

PANATHINAIKOS 86-70 ANADOLU EFES

Este duelo siguió el guion del anteriormente comentado, excepto que durante el último cuarto los locales extendieron esa diferencia de puntuación.

Mediante la inhabilitación defensiva, el Panathinaikos fue capaz de reducir la principal arma de los turcos, su ataque. Calathes tuvo gran parte del mérito, pues supo reducir los recursos de los dirigentes del equipo contrario.

Tyrese Rice, quien fue elegido MVP del encuentro, fue la cara ofensiva de los helenos. Sus 18 puntos materializaron, en gran parte, una crucial victoria. Por parte del Anadolu, Shane Larkin fue la cara más positiva dentro de la constante incoherencia que hubo en el partido por parte de estos. El estadunidense anotó 28 tantos y aunó 30 puntos de valoración.