Sigue la crisis en L.A.: Utah Jazz destroza a los campeones | Jornada NBA

Jazz-Lakers

Nueva jornada en la NBA y nueva prueba de fuego que superan los Utah Jazz, en este caso ante unos Lakers que, inmersos en una mala racha, no ofrecieron demasiada resistencia. En una noche en la que Zach LaVine y Zion Williamson celebran con triunfos su estrenado nombramiento en el All-Star, y otros como Trae Young, Jimmy Butler o Shai Gilgeous-Alexander reivindican su ausencia en el partido de las estrellas con grandes actuaciones.


También te puede interesar:

Brooklyn a velocidad de crucero | Jornada NBA


Utah Jazz 114 – 89 Los Angeles Lakers

No se puede decir que pille a nadie de imprevisto la paliza vista en Salt Lake City. Los Jazz están demostrando ser el mejor equipo de esta liga regular, en la que cada vez van abriendo brechas mayores con sus inmediatos perseguidores, en una de las mejores temporadas de toda la historia de la franquicia.

Lo que no tuvo demasiada historia fue el encuentro. Habíamos visto en las jornadas previas como los equipos son incapaces de aguantar el ritmo anotador de los de Utah y acaban sucumbiendo tras el descanso. Los vigentes campeones, ni siquiera pudieron estar a la altura de otros equipos, y apenas aguantaron un cuarto pues mediado el 2º ya caían por 16 (48-32).

Sin ofrecer ni soluciones ni resistencia, las diferencias se han ido ampliando ante una imagen muy pobre de los angelinos que ya caían por 26 antes del último período (90-64), y apenas maquillaron en éste el resultado final (114-89).

Tampoco debe sorprender demasiado el mal partido de Lakers. Son ya 5 derrotas de los últimos 6 partidos, donde solo han ganado a los colistas, Minnesota Timberwolves, y ya venían de sufrir con prórrogas ante Pistons o Thunder por partida doble, acusando demasiado la baja de Davis y la sobrecarga de LeBron, cuyo rendimiento superlativo a veces nos hace olvidar que cuenta 36 primaveras.

Los Jazz, por su parte, son un conjunto donde todos suman, basándose en compartir muy bien el balón (10 asistencias más que sus rivales de esta jornada), y su lanzamiento exterior (14 triples más, 50 en 2 partidos, récord NBA) y que ni siquiera necesitan un super rendimiento de su estrella, Donovan Mitchell (13 puntos, 10 rebotes y 8 asistencias, pero 4 de 16 en tiros) para derrotar uno tras otro a cada uno de sus adversarios.

Atlanta Hawks 127 – 112 Boston Celtics

Muy mala imagen también la dejada por el otro gran histórico de la competición, los Boston Celtics, ante unos irregulares Atlanta Hawks que sacaron su mejor versión, liderados desde el banquillo por Danilo Gallinari (38 puntos, 10 de 12 en triples, récord de la franquicia), en su mejor encuentro de la temporada.

Tras haber perdido la noche anterior con dos triples de Luka Doncic, los Celtics, en un muy mal momento de la temporada (solo 3 victorias en los últimos 10), no se repusieron y saltaron a la pista totalmente descentrados. Hecho que aprovecharon los locales para sentenciar el partido al descanso (72-49).

A la vuelta de vestuarios tampoco mejoraron los de Massachusets, viendo incluso ampliada su desventaja, que solo pudieron recortar al final, echando de menos a sus titulares Smart y Walker, y en un terrible partido de sus 2 All-Star. Entre Tatum y Brown anotaron 10 de 36 lanzamientos, incluido 1 único triple de 14 intentos.

Por los Hawks, destacó una de las ausencias más destacadas de dicho partido de las estrellas, Trae Young, con 33 puntos y 7 asistencias, lo que les sirve para volverse a acercar a unos play-off que ahora mismo cierran los Celtics.

Indiana Pacers 107 – 111 Golden State Warriors

Otra de las ausencias destacadas del partido de las estrellas, que se disputará en Atlanta, Domantas Sabonis sigue completando una gran temporada, pero pese a su nuevo doble doble con 22 puntos y 16 rebotes, no pudo liderar a sus Pacers a una nueva victoria y continúan en un balance de un 50 % (15-15).

Los Warriors, que cerraban una minigira por el Este, salieron necesitados de la victoria y cogieron diferencias en el marcador en el primer cuarto. Sin embargo eran los de Indiana los que muy acertados en el segundo le daban la vuelta para, con un mate de Sabonis, irse liderando al descanso (58-56).

Sin embargo, tras el descanso, los visitantes apretaron en defensa, bajando al acierto de los Pacers por debajo del 40%, y encontrando soluciones varias en ataque. Pese a un nuevo partido irregular de su líder Stephen Curry (24 puntos, 8 rebotes y 8 asistencias) pero 1 de 11 en triples, con 6 jugadores en cifras doble de anotación, destacando Draymond Green que se quedó a un rebote del triple doble (12 puntos y 11 asistencias) para sellar la victoria desde el tiro libre.

Aún con la derrota Indiana se aprovecha de que sus perseguidores tampoco vencen para seguir en un cómodo 4º puesto en una super igualada conferencia Este. Mientras, los Warriors continúan en la lucha por entrar en una postemporada, que por las lesiones se perdieron el curso pasado.

Miami Heat 116 – 108 Toronto Raptors

Uno de los que no se aprovecha de la derrota de Indiana para escalar posiciones, son los Toronto Raptors, que con sus 2 derrotas consecutivas vuelven a caer a balance negativo (16-17) y ve como se le acerca peligrosamente Miami, que con 4 triunfos seguidos empieza a mostrar las sensaciones que dejó el año pasado, ganando su conferencia y plantándose en la final de la NBA, y ya está a solo medio partido de los canadienses (15-17).

El partido estuvo marcado por la igualdad en los primeros compases, con ambos equipos muy acertados en el lanzamiento (acabaron con 37 triples y 45 % de efectividad en el tiro exterior). Pero en un mal cuarto de los de Toronto, en especial de Siakam con varias faltas en ataque y solo 5 puntos, lo que hizo que su técnico no lo sacara en el último período, los Heat tomaron ventaja de 10 antes del descanso (66-56).

Tras el entretiempo, los Raptors lo intentaron, con los siempre batalladores Van Vleet y Lowry (ambos con 24 puntos), pero un imperial Jimmy Butler, que ha dado un paso al frente ante las necesidades de los de Florida (27 puntos, 8 rebotes y 10 asistencias), secundado bien por Adebayo (19 puntos y 12 rebotes) no dio opciones a los visitantes.

No sacan provecho los Raptors de la vuelta de su capitán Kyle Lowry, que se quedó cerca del triple doble y deberán seguir en la pelea por asentarse en puestos de playoff de una conferencia Este. En ella escalan ya los Heat, mostrando una de sus señas de identidad del curso pasado, con 6 jugadores por encima de los 11 puntos. El juego colectivo por encima de las individualidades.

Chicago Bulls 133 – 126 Minnesota Timberwolves

Celebra Zach LaVine su primera selección para el partido de las estrellas, con 35 puntos, con un muy buen 14 de 21 en tiros, ante sus ex, los Minnesota Timberwolves, que hoy en día echan muy en falta al ‘guard’ de los Bulls, y siguen destacados en la última posición de toda la NBA, con 6 derrotas consecutivas y solo 1 triunfo en los últimos 11 encuentros.

Sin embargo, no fue un encuentro nada fácil para los locales. Tras un primer cuarto de igualdad daban un estirón los 3 últimos minutos antes del descanso para irse a vestuarios 10 arriba (68-58).

Aunque los de Chicago intentaron despegarse en el tercer cuarto, los colistas aguantaron y se llegó a un último minuto donde Satoransky y Ricky no fallaron desde el tiro libre, mandando el partido al tiempo extra. Una prórroga donde toda resistencia de los visitantes, ya sin Towns eliminado por faltas (24 puntos) y con un Beasley desacertado (25), quedó en nada y la victoria se quedó en casa.

LaVine sí estuvo en esta ocasión buen secundado, con 7 jugadores en dobles dígitos de anotación, destacando el doble doble de Carter Jr. (17 puntos, 10 rebotes) y el gran partido de White (20 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias) que permite a los de Chicago adelantar incluso a Boston en los puestos de postemporada de la conferencia Este.

New Orleans Pelicans 128 – 118 Detroit Pistons

Otro que ha podido celebrar su estrenada condición como All-Star ha sido el joven Zion Williamson (32 puntos, 6 rebotes y 5 asistencias), para dra la victoria a su equipo con la ayuda del All-Star del curso pasado, Brandon Ingram (27 puntos, 7 rebotes y 8 asistencias), ante los colistas de la otra conferencia, los Detroit Pistons.

Al igual que para los Bulls, tampoco ha sido un encuentro sencillo para los de Luisiana, en un partido marcado por el acierto, cercano al 55 % de ambos conjuntos, y por la baja defensa, seña de identidad de estos Pelicans pese a que recuperaban a Adams (14 puntos y 15 rebotes).

Los de Detroit, pese a la baja de Grant, liderados por Plumlee (21 puntos, 9 rebotes y 7 asistencias) y Jackson (25 puntos y 6 rebotes), han aguantado 3 cuartos con diferencias bajas en el marcador y llegando igualados al último cuarto (96-96).

Sin embargo, ahí las estrella jóvenes de los Pelicans han estado bien acompañadas con hasta 4 jugadores más en dobles dígitos, y han podido dejar la W en casa que les permite situarse a una victoria de Memphis Grizzlies, que cierra las posiciones de play-in de la conferencia Oeste.

Cleveland Cavaliers 112 – 96 Houston Rockets

Se enfrentaban en Cleveland, dos de los equipos que cierran la clasificación en cada una de las conferencias, ambos ocupando el penúltimo puesto, y que venían en una mala racha, que aprovecharon los locales para, después de 10 derrotas seguidas, encadenar su segundo triunfo consecutivo, provocando la novena derrota seguida de los visitantes.

En la primera mitad, cada uno de los conjuntos se llevo un cuarto, los Cavs mandaban por 10 al término del primero (27-17) pero los Rockets le dieron la vuelta en el segundo para irse a vestuarios arriba en el marcador (48-50).

En la segunda mitad, un Jarret Allen cada vez más asentado después de que los Cavs apartaran a Andre Drummond para buscarle un destino, hizo lo que quiso ante unos Rockets sin juego interior, después de cortar a Cousins y con Christian Wood de baja, para terminar con 26 puntos, 18 rebotes y 4 tapones que le sirvieron a su equipo para ir ampliando diferencias hasta el pitido final (112-96).

Se esperan más movimientos en Houston, donde solo Wall funciona algo (20 puntos), sonando para muchos equipos los nombres de Oladipo y Gordon (17 puntos cada uno). Entretanto en Cleveland, el interior ex de Brooklyn Nets, sí tuvo la ayuda de sus exteriores, Sexton con 23 puntos y Garland con 11 puntos y 10 asistencias, que les permiten mejorar su imagen de las últimas semanas.

Oklahoma City Thunder 102 – 99 San Antonio Spurs

Sensacional partido de Shai Gilgeous-Alexander, batiendo ampliamente su récord de anotación, con 42 puntos, que acompañó con 8 rebotes y 4 asistencias, para derrotar a unos Spurs que volvían con muchas bajas, tras casi 2 semanas sin competir, y al que le espera un calendario de locos para recuperar el tiempo perdido.

Tras un buen primer cuarto de los locales, donde llegaron a mandar por 10 de diferencia (28-18), sobrevino el apagón en el segundo período en el que los de Oklahoma solo consiguieron 5 canastas, que aprovecharon los texanos para, sin brillantez, irse mandando al descanso (40-45).

Los de San Antonio salieron decididos a sentenciar a la vuelta, pero tras ir mandando de hasta 11 (42-53), un parcial en 10 minutos de 34-20 dejaba a los Thunder 3 arriba antes de decidirse todo en el último cuarto.

Parecía que los Thunder tenían el partido controlado, pero un Shai muy fatigado cometía errores que permitía a los de Popovich igualar a falta de 30 segundos. Ahí nuevo fallo de Shai y balón para los Spurs para ganar el encuentro. Sin embargo, Patty Mills, cometía dobles y daba 3 segundos de oportunidad a los Thunder.

El balón llegó a las manos del veterano Horford, que suele tomar buenas decisiones ,y que estaba cuajando un buen partido (16 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias) que abrió a la esquina para que Dort sentenciara con un triple de la bocina, que permite escapar a los suyos de los últimos puestos que ocupan Timberwolves y Rockets.

No le ha venido bien el parón a Spurs, pese a un gran Murray (27 puntos, 9 rebotes), que estaba con 5 victorias en 6 partidos y aún le falta recuperar efectivos para volver a mostrar la sorprendente competitividad que exhibió en los primeros meses de competición.

Phoenix Suns 121 – 124 Charlotte Hornets

Quién no ha podido celebrar su nombramiento ha sido Devin Booker, que sustituirá en el partido de las estrellas a Anthony Davis, y Phoenix Suns ha caído en el partido que cerraba la jornada ante una de las gratas sorpresas de la temporada, los Charlotte Hornets.

Emocionante y vistoso partido el que se disputó en Arizona, entre dos equipos que proponen precisamente eso, y que sorprendentemente se llevan los jóvenes de Carolina del Norte, en una de las especialidades de los locales, con Booker y Chis Paul como estandartes, los minutos decisivos.

Salieron mejor los Suns, inmersos en una dinámica positiva, y se pusieron rápidamente 12 arriba. Pero los Hornets son un equipo descarado y con un triple de Rozier se iban solo 1 abajo al entretiempo (67-66).

No satisfechos los visitantes volvieron mejor a pista y se colocaron 10 arriba antes del último período. Renta que pese a los intentos de los All-Star de los Suns, Paul (20 puntos, 8 rebotes y 10 asistencias) y Booker (33 puntos), no disminuiría lo suficiente para inquietar a unos Hornets a los que no les tembló en absoluto la muñeca.

Ven cortada mínimamente su racha los Suns, con 9 victorias en los últimos 11 partidos, pues continúan en posiciones privilegiadas pese al traspiés. Entretanto los Hornets, con 7 jugadores en cifras dobles de anotación, destacando Monk con 29, aprovecha los deslices de rivales directos para afianzarse en posiciones de acceso a la postemporada.

No te olvides de seguirnos en nuestras redes sociales: TwitterInstagram y Youtube.