Virginia es coronado en Minnesota

Este pasado lunes 8 de abril de 2019 la Universidad de Virginia consiguió una victoria que les otorga un “golden ticket” para entrar en los registros del baloncesto universitario americano.


También te puede interesar:

J.26 LIGA DIA: Se cierra la liga, se abren los playoff


Tras haber llegado a la Final Four en dos ocasiones (1981 y 1984), los de Virginia ganaron su primer título de NCAA, la cual se disputaba en el U.S. Bank Stadium de Minnesota. Y como no pudo ser de otra manera, la final del March Madness estuvo disputada hasta los últimos segundos de encuentro.

El partido comenzó con un parcial de 6-15 favorable a los Cavaliers. Esta racha fue drenada por el jugador boloñés Moretti, que incluso aprovechando la inspiración, llegó a poner a los tejanos cuatro puntos por encima (25-21). Tras una rauda anotación por parte de Ty Jerome, la primera parte concluía con un marcador positivo para los virginianos (29-32).

SEGUNDA PARTE

La segunda mitad parecía seguir el camino de la primera pues, con nueve minutos y medio de juego, la escuadra entrenada por Tony Bennett lideraba sobre sus rivales por una diferencia de diez puntos (43-53). Fue en los últimos siete minutos cuando Texas Tech logró reducir esa abundante ventaja e intentó engalanar todo lo posible la grandiosa final.

A falta de 22 segundos Norense Odiase capturaba un rebote defensivo crucial, pues antes de obtenerle Texas Tech aventajaba a Virginia por un mero punto. Sobre él se cometió una falta, la cual le llevaría a la ´línea fatídica´. Pese a tener un 63 % de acierto en los tiros libres, este acabó anotando los dos. La última posesión del tiempo reglamentario caía en las manos del veterano Jerome.

Cuando restaban 17 segundos de partido, el jugador natal del estado de Nueva York, consiguió zafarse de su defensor y así encontrarse con un glorioso pasillo. La mente de cualquiera iría a meter la canasta fácil de dos puntos. Si alguien ha pensado en ello, usted no pensó como el neoyorquino, y es que antes de internarse, Jerome vio la ayuda del jugador tejano situado en la esquina. Este error defensivo garrafal supuso la liberación de De´Andre Hunter, quien finalizó la jugada con un triple totalmente al descubierto. Esta canasta ponía las tablas en el marcador (68-68) y llevaba el partido a la prórroga.

LA PRÓRROGA

Texas Tech arrancaba con un parcial favorable (73-70). Fue a falta de dos minutos y diez segundos cuando el partido dio un vertiginoso cambio. Otra daga deliberada por Hunter, quién acabó con 27 puntos, ponía los suyos dos puntos por delante (73-75). A partir de esa secuencia el partido fue controlado por la Universidad de Virginia. La contienda finalizó con el resultado de 77-85. El MVP de la Final Four fue Kyle Guy, jugador que con 24 puntos se convirtió en una de las piezas clave para el triunfo de su equipo.

Hay que destacar la labor de ambos equipos, los cuales, aparte de brindaros un magnífico espectáculo, han trabajado al máximo durante este último mes, aparte de, por supuesto, haberlo hecho a lo largo de toda la temporada.

Este partido puso la guinda a una fantástica temporada de baloncesto masculino universitario. Como ya saben, la siguiente temporada comenzará a mediados de noviembre,  en la cual Virginia intentará revalidar su título y en la cual contaremos con jugadores de gran renombre tales como Cole Anthony, James Wiseman  o Vernon Carey Jr.